desigualdad

Desigualdad, todavía hay mucho trabajo por hacer

La desigualdad entre hombres y mujeres es un problema que está lejos de solucionarse. Durante los últimos años se han visibilizado desigualdades que aunque se expongan no terminan de desaparecer de nuestra sociedad.

Desigualdad laboral

Según los datos publicados por la Unión Europea tal y como hemos avanzado los últimos años en temática de igualdad, todavía faltarían 87 años para que la brecha salarial entre hombres y mujeres fuese completamente erradicada.

Esta brecha salarial en España es de más del 21% y es una realidad de que las mujeres ganan mucho menos que los hombres, aunque ocupen el mismo cargo.

Las mujeres solo ocupan el 34% de los puestos directivos en España. Una de las principales razones es que las mujeres se encuentran grandes obstáculos al conciliar la vida familiar y la laboral.

Si hablamos de emprendimiento solo el 18% de las startups tienen a mujeres como fundadoras y solo un 41% tiene a mujeres en sus equipos fundadores.

Desigualdad medíatica

No hay que ir muy lejos para darse cuenta que a las mujeres que destacan por una carrera, talento o profesión son juzgadas o presentadas en los medios de forma diferente. Sin ir muy lejos, en la pasada gala del balón de oro las portadas deportivas se llenaron con fotos del ganador Karim Benzema, mientras que la ganadora de la misma categoría femenina Alexia Putellas se ubico en pequeños espacios de la portada.

Una mujer famosa será juzgada por su vida personal o por su look en la alfombra roja mucho antes que por su trabajo. Por ejemplo, los medios han machacado durante más de un año a Olivia Wilde por su relación con Harry Styles, en cambio el filtreo de Adam Levine con una instagramer estuvo en los medios unas dos semanas como mucho y ya es agua pasada.

Desigualdad a puerta cerrada

En el entorno familiar todavía se viven muchos episodios de desigualdad. En situaciones del hogar todavía la mujer es la que se encarga de los hijos, de las personas dependientes o de los ancianos.

Las labores del hogar siguen siendo responsabilidad de las mujeres en la mayoría de los casos.

Y el lenguaje…

Hace poco en nuestro Instagram hablábamos de como en el lenguaje se reflejaba el sexismo y la desigualdad entre hombres y mujeres. Aquí un ejemplo de la diferencia de términos:

Golfo: Pillo
Golfa: pr*stit*ta

Zorra: pr*stit*ta
Zorro: hombre astuto

“Esto es un c*ñazo”: Cuando algo es insoportable.

Nenaza: Se utiliza para decir que alguien es débil.

Puedes descubrir más términos aquí. 

La desigualdad está muy latente en nuestra sociedad, mucho queda por hacer. Ten presente esta realidad y trata de combatirla.

Lee más sobre igualdad.

 

Más artículos
Virgin Atlantic qmode
Los empleados de Virgin Atlantic podrán usar el uniforme que los identifique

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas una mejor experiencia. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha en el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies